Amigos, que tal estáis? Con la tontería va a hacer un año que no escribo en el blog, un poco temas de salud, un poco ganas de tirar la toalla y otro poco, esa necesidad de tomar distancia con uno mismo, si, a veces nos tenemos que distanciar de lo que hacemos, porque hay momentos que notas que te estás repitiendo, o estás haciendo lo típico, o te aburres de ti mismo.

Hay un artículo que he leído que me ha tocado muy de cerca, hay artículos que te hacen aprender, otros ni fu ni fa y otros que te tocan el alma, el artículo que he leído de Claudio Inacio me ha tocado las cosquillas, es agradable que alguien te haga “sentir tengo que volver a escribir” y tras leer su aportación, no he podido resistir la tentación de dejar unas palabras.

En este artículo, sin entrar mucho en él porque lo que os invito a hacer es a leerlo, se habla sin tapujos del tema de Marca Personal, cómo algunos piensan que esto es una forma de “sacar dinero a la gente”, “una moda nueva que nos intentan vender”, “unos falsos gurus”, en el tema de Marca Personal no me voy a meter, porque no es mi especialidad, pero del que si puedo hablar es del campo de los Community Managers, que pasa un poco lo mismo, aún hay gente que piensa que no tienen relevancia para sus empresas, que es una tontería y que su empresa no necesita de esas cosas, a lo que solo tengo que añadir: que si no estás en las redes sociales, no estás.

Os voy a contar un poquito mi historia, llevo dedicándome a este mundo unos 6 años, en el último año tuve un parón a nivel laboral, me hizo replantear muchas cosas, entre ellas, si esto me llevaba algún lado. Lo de trabajar como freelance es un lujo y más si eres una persona que siempre se ha tenido que desplazar a la otra punta a trabajar, pero llega un momento en que te vuelves solitario y antes de perder a todos mis amigos y vida social, junto con lo de querer tirar la toalla, pensé, oye pues haz algún trabajo de tu campo a media jornada, envía cv´s, busca un trabajo de esos que están hartos de decirte, “normal”.

Y la andadura, la puedo resumir en:

1º Mi CV ya no basta

Desempolvas el CV que tenías de cuando buscabas trabajo hace la tira, y piensas, “jo…” esto es una chapuza

Venga a Renovarlo, te tiras la vida haciendo un CV de esos que llaman “atractivos” y te pones a enviarlo con la mejor de las ilusiones, de 10 CV que mandes al día, no te va a contestar ni el tato, y si tienes la suerte de que alguien te contesta, no le va a bastar, quiere tu perfil de Linkedin, quiere trabajos que has hechos, valoraciones, carta de presentación y un sin fin de esas cosas que llaman “tontunas”, pero que si no las tienes, no van ni a plantearse quien eres.

2º Las App de empleo el mejor timo montado

Cuando lo de enviar cv a un email, te empieza a tocar la moral, te descargas estas app de empleo, en las que si te metes, te aconsejo que te metas con toda la paciencia del mundo y unos toques de humor, también te tiras la vida, completando el cv, el vídeo, las habilidades, tu número de pantalón y da gracias si la app es buena y no te va dejando colgado. Después de haber rellenado hasta la edad de tu última pareja, empiezas a esto de: Me apunto, que si, que muy moderno, pero al final el buen señor o señora te escribe y te dice: Me mandas tu cv por email? Me pongo una tirita en el alma, la app, el buen señor y demás retailas.

3º Las entrevistas donde te echas unas risas

Después de haber pasado esta serie de penurias, para hacer llegar ni más ni menos lo que sabes hacer, por fin vas a una entrevista, según entras en el sitio, quieres salir, porque estamos tropecientos con la misma cara de somos unos poquitos no? y el señor o señora que tienes delante, en la mayoría, ni se ha leído tu cv, ni sabe muy bien que haces ahí, ni porque él esta ahí.

Conclusión

Después de aproximadamente un año en esto que llaman Búsqueda activa de empleo, que solo con escucharlo, “me meo de la gracia que me hace”, no he conseguido ni un trabajo “normal”, y me he mosqueado hasta con gente que me preguntaba Pero estas buscando trabajo? no mire, estoy escribiendo un cuento. Total que lo pienso y concluyo, ese año el poquito tiempo que he dedicado a mi Marca Personal, por lo menos, me ha contactado gente, si hubiese dedicado el año?

No me ha bastado el cv, no me ha bastado enviarlos y no me ha bastado no haber trabajado mi marca personal.

No quiero caer en trabajos de 200 pavos

No quiero caer en trabajos que me toman el pelo

No quiero caer en una empresa, en la que se va a hacer acto de presencia

No quiero caer en un sitio que no me haga cosquillas

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *